29/4/15

Trotsky y Gramsci. En torno a la revolución en las democracias capitalistas (I, II & III)

Antonio Gramsci & Leon Trotsky
Anahí Rivera
Es conocida la vieja afirmación de los cientistas sociales socialdemócratas y de algunos marxistas permeados por el estalinismo de que León Trotsky logró elaborar una teoría de la revolución para el oriente europeo, pero de inútil aplicación para pensar el triunfo de la revolución en occidente.

Vicente Mellado   |   El consenso existente en las aulas universitarias es que habría sido Antonio Gramsci el marxista que elaboró una teoría política para superar la sociedad y el Estado capitalista en occidente. Para esta región, la estrategia de la revolución socialista sería la conquista de la hegemonía de las clases subalternas mediante una “guerra de posiciones” (teniendo presente el hecho de que, como sostuvo Perry Anderson, el concepto de hegemonía adquirió varias definiciones). Esta estrategia seria la correcta para aquellas sociedades con instituciones civiles fuertes y diversos canales de mediación entre las clases dominantes y las clases subalternas. En cambio, Trotsky solamente pudo elaborar una teoría política aplicable a sociedades carentes de “fortalezas civiles” y donde el Estado lo era todo. La revolución en la Europa oriental sería el resultado de un golpe frontal directo al Estado mediante una “guerra de movimientos”.