30/3/13

La idea de partido en Marx

Carlos Pereyra

Como ha sido señalado de manera reiterada, carece de sentido pretender encontrar en la obra de Marx una teoría general del partido de la clase obrera. No obstante la frecuente aparición del vocablo partido en sus escritos, “sería vano buscar en Marx una exposición sistemática y completa de la teoría del partido proletario, de su naturaleza, de sus características“.[1] La dificultad no consiste sólo en la ausencia de una elaboración sistemática de esa teoría, sino en la ausencia también —en la obra de Marx— de ciertos problemas (o preguntas) que el despliegue posterior del movimiento obrero y el desarrollo de la lucha por el socialismo mostraron como problemas centrales. En efecto, Marx se planteó de manera insuficiente la cuestión de si el propio proceso de maduración del proletariado, generado por la lucha de clases, basta para constituir el sujeto revolucionario o si, además, es preciso contar con la intervención de un factor externo a. ese proceso:

Todos están locos por Gramsci

Angelo D’Orsi
Traducción del italiano para Gramscimanía por Omar Montilla

 “The Gramscian Moment” es el título de un reciente libro del británico Peter Thomas, ganador del Premio Internacional Sormani. Y de auténtico “momento gramsciano” se debe hablar, tirando la mirada más allá de las fronteras. Pero sería un error pensar que este momento haya comenzado entre el 2011 y los primeros meses del 2012, cuando un auténtico aguacero de libros, reseñados correctamente por los medios, se abatió sobre las librerías italianas, y la inundación continúa.

La ‘Gramsci-Renaissance’ comienza desde el 2007, cuando se celebraron, en una medida y con una intensidad nunca vistas, los 70 años de la muerte

État d’urgence et dictature révolutionnaire

Slavoj Žižek
Traduit de l’anglais par Stathis Kouvélakis

Une peur hante (ce qui reste de) la gauche actuelle: la peur de s’affronter directement au pouvoir d’État. Ceux qui insistent encore sur la nécessité de combattre le pouvoir d’État, et à plus forte raison de l’objectif de le conquérir, sont immédiatement accusés d’être restés accrochés à l’« ancien paradigme » : la tâche, de nos jours, consisterait à résister au pouvoir d’État en se retirant de son rayon d’action, en se soustrayant à celui-ci et en créant des espaces nouveaux qui échappent à son contrôle. Le dogme de la gauche universitaire actuelle est résumé de la façon la plus claire par le titre du livre d’entretiens de Toni Negri, Goodbye Mister Socialism. L’idée est que le temps de la vieille gauche, dans ses deux versions, réformiste et révolutionnaire,

Ruptura democrática o transformismo / El gobierno de la transición

Manolo Monereo

Uno de los conceptos más importantes de “la caja de herramientas” analíticas de Antonio Gramsci es el de “transformismo”. Esquematizando mucho, se podría decir que para el dirigente comunista italiano es el dispositivo por medio del cual las clases dominantes, sobre todo en tiempos de crisis política, cooptan a las élites (los intelectuales) de las capas subalternas, ampliando su base social y perpetuando su poder.

Para entender lo que se quiere decir, puede resultar útil poner el ejemplo de la crisis de la 1ª República Italiana. Como es sabido, la “tangentópolis” puso de manifiesto que la corrupción se había convertido en sistémica, comprometiendo a una parte sustancial de la clase política y atravesando todas las estructuras del Estado.