23/1/12

“El Correo del Orinoco” y su papel histórico

Fernando Buen Abad Domínguez
"Mándeme usted de un modo u otro una imprenta que es tan útil como los pertrechos". Bolívar

Si tuviésemos que calcular el peso, simbólico e histórico, que soportan algunos proyectos comunicacionales, “El Correo del Orinoco” de Venezuela merecería menciones especiales aun cuando las herramientas de medición –actuales- resultaran claramente insuficientes. Ese proyecto no sólo es heredero de un nombre y una tradición independentistas y bolivarianas [1] ; no sólo es portador actual de un cometido revolucionario crucial; no sólo es responsable de impulsar una generación nueva de periodistas y comunicadores; no sólo es emblema de una lucha fenomenal por la hegemonía socialista de la verdad y no sólo es responsable de ser imagen (digital e impresa) de la “espada de Bolívar que camina por América Latina”… además de todo eso (y mucho más), compromiso y trabajo de compañeros que se han cargado a hombros una responsabilidad socialista en materia de comunicación. Es, fundamentalmente, una lucha emancipadora. Ni más ni menos.