15/6/12

Antonio Gramsci viaja a Grecia

Decía Antonio Gramsci, una de las figuras más importantes del pensamiento comunista que las crisis son esos momentos en los que lo viejo no acaba de morir, lo nuevo no acaba de nacer, y lo que vemos entre los dos procesos son los monstruos.

En Grecia, las viejas estructuras políticas, representadas por los partidos de siempre, y por las familias de siempre, las prebendas y clientelismos con la clase dominante, las estafas millonarias a la Hacienda Pública de estamentos como los grandes empresarios armadores navales o la iglesia ortodoxa, la austeridad asesina dictada desde las grandes capitales financieras de Europa: Bruselas y Frankfurt, se resiste a morir, utiliza los elementos de represión del Estado y las estrategias de difamación que le proporcionan los medios que manejan con ese mismo clientelismo.

Eso 'viejo' que no termina de morir está creando monstruos en la sociedad griega, hambre como nunca se había visto desde la II Guerra Mundial, exclusión social, suicidios de personas desclasadas y desesperadas, exacerbación del nacionalismo a través del racismo, la xenofobia y el fascismo, registrando incluso nostalgias de barbaries pasadas como el régimen nazi.

Y ante esta realidad, está lo nuevo que no termina de nacer, pero que puede ver la luz a partir del próximo domingo. La solidaridad, la lucha de los pueblos por su dignidad, la justicia social, la recuperación de los bienes del Estado para los ciudadanos, la Plaza Syntagma, el respeto a las diferencias y la ruptura con el sistema capitalista y con el neoliberalismo homicida.

El domingo 17 de junio se realizarán nuevamente unas elecciones generales en razón que las anteriores no dieron un claro ganador. Syriza, la coalición de izquierda que puede comenzar a señalar el camino del nacimiento de 'lo nuevo', cuenta con una estimación de voto muy favorable y esperanzadora. Es el momento de la verdad para los griegos que se debaten entre dignidad o sometimiento, entre libertad o esclavitud, en definitiva, entre 'lo viejo' y 'lo nuevo'.