17/6/11

El selecto club de los octogenarios

[Pulsar la imagen para ampliarla]

De Benedicto XVI a Henry Kissinger, de Isabel II a Clint Eastwood, de Shimon Peres a Raúl Castro, de Fernando Henrique Cardoso a Gabriel García Márquez, deRita Levi-Montalcini a George Soros; fueron testigos y protagonistas del siglo XX y todavía proyectan su acción y pensamiento sobre las primeras décadas del actual.
De la academia al gobierno, de la empresa al set de filmación, del laboratorio a la banca y de la diplomacia a la filantropía: crece el número de octogenarios que se mantienen activos y que, fortalecidos por la ventaja de la experiencia, ejercen a través de la práctica o de la opinión autorizada un destacado papel en los asuntos mundiales. Los adelantos de la medicina y de la ciencia en general extienden sin cesar los límites de la vida activa y ayudan a las personas a superar los obstáculos que una edad avanzada imponía en otros tiempos.
 Demográficamente hablando, la humanidad envejece: hombres y mujeres viven más tiempo y en mejores condiciones. El crecimiento de la proporción de personas mayores de 80, e incluso de 90, sobre el total de población mundial es una tendencia más marcada en los países industrializados, pero instalada ya en todo el mundo.
Certificando el rápido envejecimiento de la humanidad, la ONU estimó que en el año 2050 habrá en el mundo 400 millones de personas mayores de 80 años, es decir, 4 veces más que las que había en la primera década de este siglo. La organización destacó también que el fenómeno no está circunscrito sólo a las naciones desarrolladas, sino que se extiende a las economías emergentes.
En algunas sociedades, los ancianos son apreciados, en otras se los marginaliza. Pero a medida que crece su peso en el conjunto, las mentalidades irán cambiando forzosamente. El ejemplo de los personajes mundialmente conocidos que siguen activos en sus profesiones, al frente de sus empresas, en cargos públicos o desarrollando su talento artístico contribuirá a esta nueva visión.
Ancianos de peso
Con un patrimonio neto de más de 45 mil millones de dólares, el estadounidense más rico (o la segunda fortuna, según el ranking que se mire) pertenece a esta franja de edad:Warren Buffet (nacido en 1930), fundador y presidente del holding Berkshire, es una eminencia en el mundo de los negocios. "Uno de los inversores más significativos de todos los tiempos", según The New York Times. Integra, además, el grupo de millonarios generosos promovido por el fundador de Microsoft, Bill Gates. En 2006, donó a cinco fundaciones el 85% del capital de su empresa.
Si de influyentes se trata, George Soros (también de la generación del 30) sin duda lo es, aunque no sin polémica. Especulador y filántropo a la vez, su vocación por influir en los acontecimientos del mundo -no siempre por las vías más transparentes- es inocultable. El fundador del Soros Fund Management y de Open Society Institute ha jugado un papel clave en la desestabilización de varias divisas, como el bath tailandés o el rublo ruso. No sin ironía, escribió un libro en el año 2008 acusando a la especulación descontrolada por la última crisis financiera mundial.
En el otro extremo del arco ideológico estadounidense, podemos ubicar al también influyente -aunque de modo y en ámbitos muy diferentes- Noam Chomsky, filósofo y lingüista nacido en 1928, profesor emérito del Instituto Tecnológico de Massachussetts (MIT) y uno de los referentes intelectuales de los críticos de la globalización.
En la misma categoría se encuentra otro intelectual, el británico Eric Hobsbawm, historiador nacido en 1917, cuyos libros son de culto entre los universitarios progresistas.
Su compatriota, la reina Isabel II de Inglaterra (1926) no da signos de querer abdicara favor de su hijo primogénito Carlos, que con sus 62 años se ha convertido en el heredero al trono más longevo de la historia.
En un ámbito muy diferente, tampoco Clint Eastwood (1930) da muestras de cansancio. Al contrario, pareciera que la edad le sienta bien y se muestra hiperactivo y multifacético. Actor, director y productor no para de generar éxitos (Cartas desde Iwo Jima, Million dollar baby, Invictus, Gran Torino, etc).
El ranking regional
En América Latina, el decano de este club es el arquitecto brasileño Oscar Niemeyer, quien habiendo pasado la barrera del siglo -nació en 1907-, todavía sueña y promueve proyectos arquitectónicos en la línea futurista que lo caracteriza y que dejó impresa en su diseño más impactante: Brasilia, la moderna capital de su país.
Otros exponentes latinoamericanos de una vejez que no es sinónimo de retiro son los ex presidentes brasileños José Sarney (1930)  -hoy titular del Senado- y Fernando Henrique Cardoso (cumple 80 años el 18 de junio) -figura de referencia en muchos debates internacionales y a quien la actual presidente, Dilma Rousseff, acaba de brindar el reconocimiento que su sucesor Lula Da Silva siempre le mezquinó-; y los escritores Carlos Fuentes -mexicano, 1928- y Gabriel García Márquez -colombiano, 1927-, ambos exponentes del llamado boom latinoamericano.
En el terreno de la actuación, se destacan también Roberto Gómez Bolaños-Chespirito, 1929- que inauguró hace dos semanas su cuenta en Twitter y ya tiene casi 700 mil seguidores, y la actriz y conductora televisiva argentina Mirtha Legrand (1927).
Descollantes en política, arquitectura, ciencia y arte
La periodista Barbara Walters (1929), primera presentadora de noticieros de TV y la tercera mujer más influyente en el mundo de los medios de comunicación, según Forbes, dejó la conducción de su talk show, pero se mantiene como productora ejecutiva.
El actual presidente de Israel, Shimon Peres nació en 1923 -fue también parlamentario y dos veces primer ministro-, apenas dos años antes que su par italiano,Giorgio Napolitano (1925). El flamante octogenario Raúl Castro (1931) está al frente del autocrático régimen comunista de Cuba desde que su hermano Fidel (1926) -que no lleva tan bien el paso del tiempo- se retiró de la vida pública.
Con 84 años, el Papa Benedicto XVI, Joseph Ratzinger, preside una institución dos veces milenaria, que es Iglesia (Católica Apostólica Romana) y Estado (El Vaticano) a la vez.
Como Niemeyer, también la neuróloga italiana Rita Levi-Montalcini, Premio Nobel de Medicina en 1986, cruzó la barrera de los 100 años -nació en 1909-  y es senadora vitalicia de su país.
Otros ejemplos son los de músicos como B.B.King, Charles Aznavour o Mariano Mores. El guitarrista y compositor de blues y jazz nació en 1925 en Mississippi (Estados Unidos); el segundo -ídolo de la canción francesa que acaba de cumplir 87- realizó el año pasado su última gira internacional mostrando un estado físico y psíquico envidiable, mientras que el compositor y director de orquestas de tangoargentino nacido en 1918, brindó sus dos últimos conciertos en fecha tan reciente como mayo de 2011.
Rupert Murdoch (1931), australiano nacionalizado estadounidense, está al frente delmayor imperio mediático del mundo, que engloba periódicos como The Times o los sensacionalistas The Sun y The New York Post y las cadenas vía satélite Fox y Sky, entre otros.
Vidas paralelas
Otro estadounidense por adopción, controvertido Premio Nobel de la Paz, Henry Kissinger, nacido en Alemania en 1923 y que estuvo en la primera línea de acontecimientos clave del siglo pasado, como la Guerra de Vietnam; el acercamiento Washington-Pekín; la crisis del petróleo de 1973; el conflicto en Medio Oriente y la Guerra Fría (incluyendo su reflejo: los procesos dictatoriales latinoamericanos); sigue intentando influir por la vía de la opinión en el curso de la historia mundial y de la política de su país.
Una vida paralela a la anterior ha sido la de Zbigniew Brzezinski, aunque alineado con el partido demócrata. También estadounidense naturalizado -nació en Varsovia en 1928-, fue Consejero de Seguridad Nacional del presidente James Carter (1977-1981) y es considerado aún hoy una voz autorizada en política internacional.
Mijail Gorbachov (1931), último secretario general del Partido Comunista de la Unión Soviética; el banquero David Rockefeller (1925), exponente vivo de una famosa dinastía petrolera;  Patricio Aylwin (1918), primer presidente democrático de Chile luego de la dictadura; la escritora británica Doris Lessing (1919), Premio Nobel de Literatura 2007; la bailarina cubana Alicia Alonso (1920); Hugh Hefner (1926), editor de la revista Playboy que a sus 85 años planeaba una boda con una veinteañera -de momento frustrada-; la actriz Angela Landsbury (1925) -la Mrs. Marple de Agatha Christie-  que todavía no se ha despedido del cine ni de las tablas; el fisico y filósofo argentino Mario Bunge (1919) y el ex titular de la Reserva Federal de los EEUU, Paul Volcker (1927) son otros tantos exponentes de un grupo humano que irá ganando relevancia a medida que se afiance la tendencia moderna de vivir más y mejor.